Decálogo para escribir un blog no ñoño

Si quieres escribir un blog porque te apetece compartir tu maravillosa experiencia de ser madre o padre (ahora ya hay unos cuantos que les ha dado por ahí), tienes dos opciones: pintar el mundo de color de rosa y diseñar el blog con nubes y piruletas o adentrarte en el club de los blogs no ñoños, donde las cosas se dicen por su nombre.

Si quieres ser de esta últimos, sigue al pie de la letra estas instrucciones:

1. Lee el libro “Cómo tener un bebé y no convertirse en unos cursis“. Déjalo en la mesilla junto al de “Duérmete niño” o el de “Bésame mucho”, depende de cuáles sean tus tendencias político-maternales.

2. Piensa muy bien el nombre del blog. Elige uno que no contenga las siguientes palabras: mamá, madre, bebé, teta… Tiene que ser divertido, retorcido y con doble sentido. Hala, quiébrate la cabeza unos días más porque es muy importante. No hay marcha atrás.

3. Pon motes a tus hijos. Nada de mi peque, mi nene, ni llamarles por su nombre. Hay que bautizarlos con un gravatar, por el que serán conocidos en la blogosfera ya de por vida: Jomío, Gremlin, Tamagochi, lamayor, lamenor, El guaje, Destroyer… Al marido se le puede llamar desde el clásico “santo” al germanizado “maromen“.

4. Olvida lo políticamente correcto y lánzate de lleno en los temas más oscuros de la maternidad. Te saldrán detractores y te pondrán a caer de un burro, pero da mucha vidilla al blog y encima te lo pasarás de la leche respondiendo a trolls. Temas controvertidos pueden ser las vacunas, el método Estivill y los partos.

5. Estilísticamente, suéltate el pelo. Los tacos molan cuando vienen de madres, porque casan con el estereotipo de madres desesperadas. Pero sin caer en lo zafio, tipo Belén Esteban, no me jodáis. Algunas blogeras noñoñas dicen que lo están dejando, pero no parece más que una pose.

6. Selecciona con cariño las fotos. Nada de imágenes bucólicas de tus hijos como si fueran de un catálogo de Gocco. Prohibidas las fotos de Instagram o con efectos vintage. Lo que mola son fotos cachondas encontradas en internet. Y si no pones ninguna, tampoco pasa nada. Lo importante es el texto.

7. Sexo, también se puede hablar de ello y sin tapujos. Y si no sabéis lo que es lamer pelusas, lo lleváis muy mal. No podréis entrar en el club.

8. Lo escatológico da puntos. Con el clásico “caca pedo culo pis” subes en el ranking de los blogs noñoños, pero sin florituras, claro. La mierda tiene que ir servida en crudo. Nada de popós ni ventosidades.

9. La vida social endogámica existe. Los blogueros noñoños se reúnen en secreto para comprar ropa noñoña y después se van de vinos, por supuesto. Si las abuelas se tiran el rollo, la cosa puede acabar de manera peligrosa.

10. Puedes hacer dos excepciones: si gracias a Madresfera te regalan algo y tienes que hacer un post algo ñoño, tipo mira qué mono le queda a mi niño este babero, eso está permitido. Y si un bloguero o bloguera del club hace un taller, aunque a priori parezca ñoño, está permitido apuntarse y contarlo. Que esto es un lobby, leche.

Aquí tienes unos ejemplos de cómo se hace, por orden alfabético, no vaya a haber suspicacias, que ya tenemos suficiente con el algoritmo y el señor Klout.

Accidentalmente

Blog de madre

Desaforando

El blog de Bel Belart

El diván de las cinco rosas

Esto es para una que lo quiere así

Mi Gremlin no me come

Paparracho y mamanatas

Una mamá española en Alemania

Sardinas pero con P

33 pensamientos en “Decálogo para escribir un blog no ñoño

  1. Joer, muchas gracias por tanta mención. Me he reído muchísimo con ese decálogo. Cuánta verdad encerrada en 10 puntos!!!

    Por cierto, ojo con los enlaces del final del post, que están mal. Los tres últimos apuntan al gremlin los tres, en pack. 😉

  2. Me ha encantado este decálogo (y el ranking)… aunque en los nombres de los blogs añadiría que aunque madre es ñoño hay excepciones como el Blog de Madre!

  3. Me ha encantado el decálogo, compi. De hecho, en el libro “Cómo tener un bebé y no volverse unos cursis” hay un capítulo dedicado a esa manía que nos entra a las madres de “desarrollar una versión 2.0 de la maternidad”, parafraseando a Ata. Y lo del “maromen” me ha encantado. Suena a macho, total.

  4. Qué leches va a ser ñoño “madre”, porrrdios.. ¿Y cómo nos autodefinimos?? ¿Amables parturientas? #nombrenó
    Gracias anyway por mi inclusión en tan excelso decálogo noñoño. Pero me habéis fastidiado, ahora tendré que quitarle a Lamayor y Lapequeña las merceditas y quemar todas las borlas…. 🙂

    • Vale, aceptamos “madre”, por presiones de las lectoras… Además depende del acompañamiento. Blog de madre no es cursi. Otra cosa sería Corazón de madre, Nube de Madre, Amorcito de Madre, Torreznillo de tu Madre, Madre mía de mi Alma…

    • ¿Borlas? ¿Alguien ha dicho borlas? Sepa, sra. MADRE, que no esta usted sola. Como sabemos, gremlin wears leotardos, y lo hará hasta que pueda estrangularme con ellos (de aquí a unos años los empezaré a comprar del mercadillo, que se rompen al estirar un poco… con estos de lycra que lleva ahora la muerte está asegurada).
      La grandeza de los autores de blogs noñoños es reconocer sus kriptonitas, unos pasan los domingos con películas de animales parlantes, y otras amamos el punto panal.
      El decálogo, gustarme es poco. Si lo del Club sigue adelante, presento mi candidatura para presidenta. Eso sí, la sede social en casa de otros… que las reuniones con hijos no ñoños no combinan con mi tapicería 😛

      • Ay, mari, que era broma, que yo no he visto una borla desde que dejé de darme los polvos aquellos de Myrurgia. A cambio tengo en el armario ocho disfraces de hada (no para mí, se entiende) ¿Eso sí se vale?

      • Aceptada la candidatura. Lo de la sede social va a ser un problema, a menos que la pongamos en un banco del Retiro.

  5. Ayyyyyyy, qué ilusión me hace que nos incluyas, muchos besos desde el Diván de las Cinco Rosas, ahora somos blogs hermanados. Besos

  6. Buena elección, aunque se echa de menos a los pescaítos en lata…;) Ahora entiendo mi posicionamiento tan cuestabajoysinfrenos en el más famoso se los ránkings!! Pero, por lo demás, un aciertooo!!

    • No sé tú pero yo creo que entre la caña que te han dado los Paparrachos y la omisión (me temo que deliberada) a la que te han sometido las Entremadres es para que vayas captando la indirecta.
      Pero tranquila Sardinas que hay muchos peces en la red. Igual en los blogs de nubes y piruletas tienes más suerte 😉

      PD: Yo hablé bien de tí, y de tu princesa. A mí me deberás lealtad.

      • Gracias, madredelgremlin…a sus pies!! Iré poco a poco retirándome de la vida pública para que no me den tanta cerita, que estas cosas a una, por mucha escabechina que tenga en la azotea…le afectan…

        Por mi culpa por mi culpa, por mi gran culpa….:(

    • Ciertamente Sardinas pero con P se merece estar en el club. Cumple con las normas e incluso las lleva al límite (véase norma de las fotos). Perdón por la omisión, sobre todo después de ponernos cara…

      • Ehhhh, gracias por decir eso!! Pero es broma! la elección de blogs es acertadísima, faltaría plus!! Es que los paparrachos me han dado duro (;)) y entre eso y un día gris…la sardinas estaba un poco pejiguera. Pero yo seguiré dando guerraaaa! 😉 No acabaréis conmigo tan fácilmente, jajaja.
        A mi me encantó conoceros, sois encantadoras y uno de mis descubrimientos más recientes.

        Un besazo a las dos!! De verdad…

  7. Muy bueno chicas. Si no os importa voy a hacer mención en mi blog de este decálogo. Lo comparto al cien por cien. Ahora que lo pienso… Quizás Mamá BabyBlue es un poco ñoño, ¿no? ¡Qué coño, yo también soy algo ñoña para algunas cosas! jejeje… Pero, para otras no. Así mi pariente dice que soy una bruta… Es que el pobre tiene muy marcados los estereotipos femeninos… No lo puedo evitar. No tengo pelos en la lengua y soltar tacos, de vez en cuando, me mola.
    Me repatean las #supermamisguays. Por cierto, este fin de semana, estuve con una que no le daba chocolate a sus hijos,… Pero, ¿cómo puede privarles de semejante placer? Yo no digo atiborrarlos, pero no darles chocolate algún día. Esa es un claro ejemplo de mamá ñoña.

    • Justo ayer me contaba una compi que tiene una cuñada que no les deja tomar ni chocolate ni dulces a sus compañeros, ni un mísero caramelo. Qué pena, no? De vez en cuando no pasa nada…
      Encantadas de que nos menciones en tu blog, que por cierto aprueba el examen no ñoño. Me gusta mucho la foto de la cabecera 🙂
      UN besote

  8. Fan fan fan muuuuuuy FAN!!! jajajaja
    Y agradecida muuuuuuy AGRADECIDA!! No soportaría que me metieran en un ránking de blogs ñoños o blogs tipo “esta mañana a mi cachorrito humano le colgaba un moquito verdecito de la naricita”…jsjsjsjsjs….que coño, mocos como cirios les cuelgan a los micos que parimos y eso no los hace “blogizables”, cómo nos sacan de quicio sin embargo, sí ;o)
    Un abrazo de ésta, vuestra fan!

  9. Ains, qué honor, señoras “madres” jajajajjaja que me hayan incluído en el ránking de desequilibradas estas… 🙂

    En fin… yo sólo digo que yo sí tengo alma de ñoña… totalmente, ideal de la muerte, fíjense uds. Pero los polluelen no me dejan… O se podría decir de manera ñoña “mi angelito rubio del medio calló esta mañana con la malísima suerte de insertarse un paleto en su divina encía. Menos mal que tiene los ósculos de su mamaíta, para sanar esas heridas traumáticas y convertirse en un hombre de bien, que le pase la mopa a su amantísima esposa mientras ésta descansa y disfruta de la gestación de mi futuro nieto”…. Anda yaaaa… ;P

  10. Oleeee!!! Aunque vaya con retraso, como siempre, no puedo dejar de comentar… muchas gracias por las menciones!!
    Está genial el decálogo (no porque estemos nosotros, claro). Y como dice la del gremlin, todos tenemos nuestro puntito ñoño… ya sabéis que nosotros hemos confesado nuestros pecados, jejeej
    ¡Un gustazo el encuentro del viernes! 🙂

    • Sí, sí. Todos tenemos que tener nuestro pequeño y escondido lado ñoño. Pero solo de vez en cuando sale a la luz, porque si no… El club se tiene que reunir más veces.

  11. Pingback: ¿Eres una Mamá Ñoña o una Mamá Imperfecta? | Mamá BabyBlue

  12. Qué gran post!!! Con una sonrisa de oreja a oreja lo estaba ahora leyendo, que mi “bomboncito” (ups! perdón, que esto de noñoño tiene poco jajaja), mi Renacuaja me miraba como diciendo “y a ésta qué coño le pasa???”, además, llegar al final y ver vuestra mención a mi blog, no tiene precio 😉 ¡Mil gracias!

  13. Pingback: Revisión Propósitos Tamagochi para 2012 (y III) | Mi gremlin no me come

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s